Previo al BRICS, Putin agitó la idea de una moneda alternativa al dólar

Rusia y China refuerzan la idea de una alternativa posible: Xi y Putin sostuvieron que las sanciones económicas no afectan sólo a los rusos. 

El presidente ruso busca contrarrestar las sanciones que se imponen desde Occidente

Esta semana se desarrollarán dos espacios que se vinculan a los BRICS: el primero es el Foro Empresarial en el que participó el presidente chino Xi Jinping y este jueves se realizará la 14.ª Cumbre BRICS, desde la creación del bloque en 2006. 

Los BRICS están conformados por Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica, cinco economías emergentes que desde 2006 intentan establecerse como un mecanismo alternativo a la hegemonía Occidental. Si bien el bloque ha tenido altibajos, este año retoma con fuerza la idea de la economía alternativa en un mundo polarizado. 

En el discurso de apertura al Foro Empresarial, Xi manifestó que «la crisis de Ucrania ha tocado una vez más la campana de alerta para el mundo, recordándonos que la creencia a ciegas en la supuesta ‘posición de la fuerza’, y los intentos de expandir las alianzas militares y buscar su propia seguridad a expensas de la de los demás, sólo someterán a uno en el dilema de seguridad».

A modo de crítica a las sanciones occidentales hacia la Federación Rusa, Xi expresó que “politizar, instrumentalizar y armar la economía mundial usando una posición dominante en el sistema financiero global para imponer sanciones desenfrenadamente, solo dañaría a otros además de lastimarse a sí mismo, dejando a la gente en todo el mundo sufriendo”.

En tanto, Vladimir Putin se pronunció en este mismo sentido y dijo que “el foro realmente juega un papel práctico importante en la promoción del comercio y la inversión mutuos, el fortalecimiento de los lazos de cooperación y la expansión del diálogo directo entre las comunidades empresariales”.

Putin, además, sostuvo datos sobre los mismos de BRICS: “en nuestros países viven más de tres mil millones de personas, en conjunto se forma la cuarta parte del PIB mundial, el 20 por ciento del comercio, cerca del 25 por ciento de las inversiones directas, y el total de las reservas internacionales de los estados BRICS representan alrededor del 35 por ciento del mundo”.

Lo más interesante del discurso de Putin fue la propuesta de una moneda alternativa al dólar. “Se está resolviendo la creación de una moneda de reserva internacional a partir de una canasta de monedas de nuestros países”, contó después de enfatizar que las sanciones a su país tienen un trasfondo ideológico. 

Del encuentro también participaron el resto de los miembros BRICS el primer ministro indio, Narendra Modi, el presidente sudafricano, Cyril Ramaphosa, y el presidente brasileño, Jair Bolsonaro, quienes pronunciaron discursos de forma virtual. Los mandatarios llamaron a impulsar la globalización y la integración económica mientras se oponen a las sanciones y la desvinculación, ya que esta es la clave para lograr la recuperación global después de la pandemia de COVID-19.

El mecanismo se reúne antes de los encuentros del G7 y la OTAN de la próxima semana, marcando una diferencia con el polo de poder occidental. Por lo pronto, será interesante ver cuáles son las estrategias alternativas a futuro y si realmente los BRICS serán una alternativa para el Sur Global.