Sistema de Salud integral: ¿qué dice el borrador de la propuesta de CFK?

Tras la aparición política de Cristina Fernández, el debate sobre la posibilidad de unificar el Sistema de Salud argentino volvió a generar disparadores.

CFK salud integral
Por Julián Pilatti

La reaparición este 14 de junio en La Plata de CFK volvió a instalar una propuesta que ya había sido adelantada el año pasado por la vicepresidenta: la conformación de un Sistema de Salud Integral o único en el país. Esta vez, acompañado del borrador de un proyecto del Instituto Patria que circula en las redes : ¿qué se propone CFK y cuáles son sus objetivos?

La idea busca establecer un mecanismo de preparación para nuevas catástrofes epidemiológicas. El borrador fue elaborado por el Instituto Patria.

Los objetivos

El documento, al cual tuvo acceso ARGMedios, plantea la transformación total del sistema de saluda partir de la creación del Sistema Nacional Integrado de Salud Argentino (SNISA), un organismo que estaría integrado por el sector público, el privado y las obras sociales. Los objetivos centrales son “optimizar recursos” y generar un entramado de articulación entre los hospitales públicos, privados y obras sociales para garantizar un verdadero acceso a la salud universal.

El borrador no brinda detalles muy precisos pero adelanta un proyecto por demás ambicioso. El tema podría instalarse en la agenda nacional a partir de las palabras de la expresidenta.

“Tras décadas de fragmentación y segmentación crecientes del Sistema de Salud, se debe poner en marcha un proceso que conduzca a una solución estructural: la creación del Sistema Nacional Integrado de Salud Argentino (SNISA)”, comienza el borrador que escribieron especialistas ligados al kirchnerismo.

Según se explica en el documento, el SNISA será “un sistema mixto con centralidad en el subsector público, de carácter federal, pero fortalecido y articulado en una red nacional, con municipios crecientemente involucrados en la construcción de un primer nivel con capacidad resolutiva, Provincias coordinando servicios e infraestructura de complejidad creciente y una fuerte intersectorialidad orientada a la promoción”.

La estrategia

Para lograr la transformación del sector, se especifica la necesidad de “consolidar un marco normativo a través de una Ley Nacional de Salud” y, al mismo tiempo, “contar con una Nueva Constitución” para incorporar en ella a la salud “como derecho humano” y también al SNISA “como estructura nacional que comprenda a todas jurisdicciones y subsectores”.

El principal objetivo es la conformación de un sistema integral de salud que articule y coordine constantemente. Algo que, en un escenario de crisis, comenzó a suceder de hecho desde la llegada de la pandemia.

“Vamos a tener que repensar todo el sistema de salud. Dicen los que saben que tal vez vengan otras pandemias. Lo peor que nos puede pasar es negarnos a discutir la realidad”, dijo este lunes la ex mandataria, que sorprendió con su aparición en un acto de ampliación del Hospital de Niños de La Plata, junto al gobernador de la Provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof.

Pese a que transformar todo el sistema de salud parece difícil de concretar en el corto plazo, la actual vicepresidenta preguntó: “¿Hoy no está integrado acaso a las patadas porque lo impuso la realidad, integrando a todos los sistemas porque las prepagas no saben dónde colocar a la gente porque no tienen camas, van a lo público y de lo público van a lo privado?”.

Todavía sin voces claras en oposición a lo que plantea CFK, la idea parece chocar con los intereses de algunos gremios enrolados en la CGT, debido a que los sindicatos temen perder el manejo y la recaudación de sus obras sociales.

 Énfasis en atención primaria y comunitaria

El proyecto que busca crear un sistema de salud integral en la Argentina puntualiza la necesidad estratégica de fortalecer la atención primaria. Así como darle a las comunidades un rol activo a la hora de medidas de prevención y cuidados.

Así, el borrador especifica que uno de sus objetivos será “fortalecer el Primer Nivel de Atención a través de la creación de un Programa Nacional de APS y Salud Comunitaria con equipos de salud cada 1.500 habitantes para todo el SNISA”.

De la misma forma, plantea la necesidad de “asegurar la Participación Comunitaria activa y planificada y los diferentes dispositivos sanitarios (programas, hospitales, centros de salud), promoviendo acciones de complementación y articulación interdisciplinaria e intersectorial en los territorios. Creación de los Concejos Vecinales de Salud”.

Derecho a medicamentos y saberes ancestrales

Por último, uno de los puntos más novedosos del programa es crear la Agencia Nacional de Laboratorios Públicos de Medicamentos, un organismo que tendría la misión de invertir en producción estatal y la “articulación de todos los laboratorios, nacionales y provinciales entre sí y con el Sistema Científico–Tecnológico”.

Este punto se mencionó por los constantes abusos de precios en medicamentos y cierta incapacidad del Estado en controlarlos. Se propone la utilización del “poder de compra del Estado” cuando ello resulte en claras ventajas en el control de “precios abusivos promoviendo compras centralizadas y conjuntas de Nación, Provincias, PAMI, Obras Sociales sindicales y provinciales, de las FFAA, de los poderes legislativo y judicial y universitarias que opten por adscribir al SNISA”.

En tanto, el borrador que se filtró en las últimas horas plantea que el Estado asegure el derecho de los Pueblos Originarios a “organizar y administrar sus servicios de salud incorporados al SNISA reconocido en el Convenio N° 169 de la OIT y aprobado por la Ley N° 24.071”, es decir, reconociendo sus derechos y saberes ancestrales como medicina y salud comunitaria.

También propone “regular las tecnologías” del agronegocio “para que su uso no produzca daños en la salud de la población: regulación de la producción y el uso de medicamentos, de agroquímicos y de productos de la minería”.


 

::Un gran remedio para un gran mal ::

+ posts

Periodista | ARG Federal